martes, 26 de mayo de 2009

Pies y arena

Pies y arena

Ayer me di cuenta de que una de las razones por las que quiero a mis pies es que me permiten experimentar el placer de pisar la arena de la playa (Y otras tantas cosas agradables).
Siempre lo he sabido, pero nunca había expresado el concepto.
A veces, ser conscientes del placer que nos produce hacer algo intensifica su disfrute, aunque se nos olvide con facilidad pensar en cosas tan cotidianas como caminar.

Es lo que tienen las conversaciones con personas interesantes, que fomentan el pensamiento. Da gusto encontrar gente que comparte el vicio de divagar.

3 comentarios:

  1. Cierto, qué a gustito se está con la arena entre los pies, sintiendo el calorcito que da...
    Eres única para evocar recuerdos, guapa.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  2. me has dado miedo...no te enfades, ains es que tengo dia triston pero no de no quererme nada...todo el derecho a tu enfado, grrrrrrrr
    besos,may

    ResponderEliminar
  3. Que envidia me das.

    Encontrar a gente interesante es muy dificil, mucho. Yo he encontrado a muy poquitas.

    Salu2

    ResponderEliminar

Me encanta que la gente de su opinión así que ya estás tardando en lanzar una botella con tu mensaje